noscript

Opinión

Los hombres de Dios en L&iacutebano

Los hombres de Dios en Líbano

Aquí rezaron, lucharon, sacrificaron… y aquí al enemigo arrodillaron


La sangre árabe se convierte en un cuchillo...
Y la poesía, tras el silencio, se vuelve en las plazas cantante
Así somos y seguiremos siendo, si no dejamos la Yihad y la fe
La gente, a pesar de la opresión... izará la bandera de la rebelión
Así son los hombres de Dios, en el día de la liberación, en Líbano

Los hombres de Dios en L&iacutebano

Sureña es la pasión de mi corazón… Aquí donde estuvieron… quita los zapatos, estás caminando en tierras sagradas… si pudiera, la atravesaría a rodillas
Aquí rezaron, lucharon, sacrificaron, quisieron… y aquí al enemigo arrodillaron
Aquí invirtieron una cascada de mártires… antes de su partida con la sangre escribieron… palabras sin títulos que serán enseñadas para las posteriores generaciones… porque aquí la gente no se rinde… escribieron los hombres de Dios en Líbano

Sus heridas, mientras desangraba cantaba el himno del orgullo de la patria
La tierra es su anhelo… navegaron en barcos de luz… el silencio los unía
Cuando avanzan, son como el huracán… la muerte para ellos es filosofía, no la temen.. por su patria llevaron la bandera de la victoria… y vencieron

Los hombres de Dios en L&iacutebano

Sureños… los conoce la tierra, los arboles, y el aroma de las flores
Sureños… los conoce la aurora, la magia de la noche y el rocío de las mañanas
Las estrellas de la noche los conoce, el sol del día los conoce, y el agua de los ríos
Sureños… tienen conocimiento de las artes de guerra al igual que las poemas del amor… saben de memoria los cantos de libertad y de lucha

Sureños… Dios los conocía, uno por uno, Dios era su líder y su comandante…. Ellos con toda modestia eran… los hombres de Dios en Líbano

| 25/05/2012